#ElijoSerTestigo iniciativa contra el bullying y acoso escolar.

0
103

A través de las redes sociales, hemos visto rostros de personajes de la farándula y del mundo compartiendo una imagen que viene acompañada del hashtag #Elijosertestigo. Esta no es más que una iniciativa y campaña para educar, y actuar en contra del bullying.

Que mejor que las redes sociales para esta campaña. Al parecer la idea nace en el 2015 de la empresa Apple, cuando introducen un nuevo y misterioso emoji 👁‍🗨 , para formar parte de la campaña más grande iniciada en Estados Unidos contra el acoso escolar. Este fue creado por una agencia de publicidad, el ojo es la imagen del proyecto «I am a Witness (Yo soy testigo)», que pretende contrarrestar los efectos del bullying en los colegios.

Así que a la fecha , marcas, tiendas, empresas, actrices, animadores, periodistas, cantantes, y artistas en general se suman invitando a sus seguidores a hacer lo mismo “súmate #ElijoSerTestigo #yoelijosertestigo#NoMasBullying

¿Cuál es la intención que se encuentra tras el ojo?

Según los últimos datos que manejan las autoridades, un 90 % de los adolescentes es testigo de algún caso de acoso escolar, y lo que es más preocupante es que la inmensa mayoría no hace nada cuando se topa ante una situación como esta. Por ello, la idea de los responsables de la campaña es ofrecer a los testigos una imagen que sirva para expresar el descontento y apoyo ante estos casos. El resultado sería el de convertir a todos los testigos en personas contra el bullying.

dsgdsg

Comments

comments

Soy periodista Venezolana, Paraguanera para ser más exactos, hija, hermana, amiga. Amo mi oficio de investigación, la fotografía y la constante formación es mi hobby; editar, producir programas de radio (documentándome para iniciar con el canal YouTube pronto), perseguir noticias es lo mío así como el contar mis propias historias. Esas que ayudan, apoyan y terminan siendo parte de algo maravilloso. Amo el café al levantarme y me defino como una mujer que ama, siente, padece y decide, he aprendido que no todo es un cuento de hadas (como quisiera), que es válido vivir sin tanto cuento; por lo que decidí a contar historias reales.